Pato pato pato cuac!

Si vas a un parque infantil que además tenga estanque con patos, para los niños es perfecto. Porque se lo pasan bien, juegan, y además pueden observar a los animales de cerca, eso les ayuda a empatizar, respetar y dar valor a ese animal que vive libre.
También pueden darles de comer, aquí es donde viene el problema general, ¿Qué come un pato?

En este cartel lo explica muy bien. Si alguien sabe el origen o autor de esta imagen, me gustaría saberlo para poder darle las gracias por lo bien que ha explicado un problema que hay donde hay patos, y la forma tan bonita, sencilla, y correcta de hacerlo bien.

Para saber más:

¿Qué comen los patos salvajes?
Debemos saber que cuando los patos se encuentran en estado silvestre viven y se desarrollan en pequeños cauces de ríos, lagos o pantanos, por lo que suelen alimentarse de todo aquello que se encuentre a su alrededor para satisfacer sus necesidades.
En este sentido, los patos salvajes se alimentan de plantas, insectos, semillas, algas o peces del hábitat que atrapan mientras se desplazan sobre la superficie de las aguas. Como curiosidad podemos mencionar que, en ocasiones, ingieren arena que se encuentra en la orilla o en el fondo de los ríos, pequeñas piedras que les sirven para moler su comida y digerirla mejor.

¿Qué comen los patos domésticos?
Cuando hablamos de la tenencia de esta ave como animal de compañía, debemos saber que la alimentación de los patos domésticos debe ser lo más balanceada y nutritiva posible. Debemos tener en cuenta que son animales omnívoros, por lo que el abanico de alimentos que podemos ofrecerle es más amplio que en otras especies.

Cereales, legumbres y semillas para patos:
Los cereales son una parte importante de la alimentación de los patos. La mayoría de piensos comerciales las contienen, pero si hemos decidido apostar por las fórmulas de alimento balanceado para patos en casa podemos utilizar las siguientes: Avena, Arroz, Maíz, Trigo, judías verdes, Frijoles, Mijo, Girasol

Frutas y verduras para patos:
Los alimentos frescos y naturales son una fuente de vitaminas, por lo que nunca deben faltar en la dieta de nuestro pato. Podemos ofrecer las siguientes verduras para patos:
Remolacha, Guisantes, Maíz, Repollo, Alfalfa, Lechuga, Brotes tiernos, Zanahoria, Coliflor, Pimientos, Pepino, etc.

De forma mucho más moderada, debido a su contenido en azúcar, podemos incluir también a la dieta de nuestro animal doméstico las siguientes frutas para patos: Manzana, Pera, Plátano, Melón, Sandía, Uvas, Piña, Melocotón.

Aconsejamos limpiar bien la fruta y verdura antes de ofrecérsela, así como trocearla en pequeñas porciones.
Insectos para patos y otros alimentos de origen animal

Recordemos que en estado silvestre los patos se alimentan también de otros seres vivos, como insectos. Algunos ejemplos de insectos, crustáceos y más comestibles para los patos pueden ser las lombrices, los grillos, las cochinillas, los caracoles o las babosas. No obstante, también podemos aportar su dosis de proteína mediante pescado, siempre retirando las espinas y ofreciéndolo en pequeñas porciones.

Pienso para patos (otra opción, pero no necesaria):
Cuidado con este punto, ya que si es un pato de mascota (domesticos) debemos tener en cuenta que los piensos comerciales se denominan «para patos ornamentales». Debemos diferenciar estos alimentos de aquellos que están destinados a animales de granja, pues los últimos están formulados para el proceso de engorde.

Debemos revisar la composición para garantizar que se trata de un producto de calidad. Debe incluir algunos de los alimentos mencionados anteriormente. Estará correctamente compensado y será rico en vitaminas. Ofreceremos la cantidad que indique el fabricante en el envase, según el peso del animal y otros factores. Si tenemos dudas siempre podemos consultar con un veterinario especializado.

Así mismo, no olvides que el pato debe contar siempre con un recipiente de agua fresca y limpia. Recomendamos renovarla una o dos veces al día como mínimo

¿Los patos pueden comer pan?
En la mayoría de pueblos y ciudades, ya sea en ríos, parques o zoológicos, es común encontrar a estos animales conviviendo pacíficamente con el ser humano. Desafortunadamente, también es frecuente ver a personas alimentándolos con pan e incluso con golosinas. Tal vez tu mismo lo hayas hecho. Si es el caso, ¡deja de hacerlo! Aunque a los patos les encanta comer pan, se trata de un alimento muy perjudicial para ellos.

Como debes saber, el pan es un alimento alto en carbohidratos, de ahí que sea perjudicial para los patos, pues la ingesta excesiva de les provoca las conocidas «alas de ángel». ¿De qué se trata? Es una condición en la que la última hilera de plumas se pliega hacia los costados, provocando que el animal tenga graves dificultades para alzar vuelo.

Alimentos prohibidos para patos:
Como ya has podido ver el pan está considerado como uno de los alimentos prohibidos para los patos, sin embargo, ¿existen otros? Lo cierto es que sí. Debemos evitar por completo los siguientes alimentos:
Pan
Bollería
Patata
Boniato
Palomitas
Chocolate
Refresco
Alcohol
Dulces
Espinaca
Aguacate
Cebolla
Ajo
Nueces
Limón
Naranja
Pomelo
Lima

Para concienciar al mundo actual y hacer un poco de activismo, puedes imprimir el cartel y meterlo en una funda básica para protegerlo del agua, y graparlo o poner con celo en el parque, o lugar donde hay patos, y veas que la gente alimenta mal.

Parece una tontería pero puedo decir que funciona! En el parque Tierno Galván de Valdemoro hay un cartel de estos, y en grupos de FB del pueblo también, y se ha viralizado el cartel, con lo que ha llegado a mucha gente.
Sigamos compartiendo este tipo de cosas para mejorar el medio ambiente 🙂

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

Te gustaria recibir notificaciones de entradas nuevas? Suscríbete aqui: